Apertura

“Decía además: Así es el reino de Dios, como cuando un hombre echa semilla en la tierra; y duerme y se levanta, de noche y de día, y la semilla brota y crece sin que él sepa cómo. Porque de suyo lleva fruto la tierra, primero hierba, luego espiga, después grano lleno en la espiga; y cuando el fruto está maduro, en seguida se mete la hoz, porque la siega ha llegado.”

En el texto de Marcos 4: 26-29 se basó el devocional de apertura de la Asamblea Sinodal 2015 llevado a cabo por integrantes del Movimiento Juvenil Valdense.

La dinámica comenzó cuando algunos jóvenes ingresaron con 6 plantas que se utilizaron como representación simbólica de cada presbiterio de la Iglesia Evangélica Valdense del Río de la Plata.

Como cada planta, cada presbiterio tiene sus cualidades que le son específicas, cada uno pertenece a un ambiente en el que se desarrolla, crece, da fruto… como así también requiere de cuidados, palabras de cariño y aliento, momentos de comunión. Gracias a esta diversidad que existe y se manifiesta, los jóvenes invitan a todo/as a cuidar estas plantas dándoles la cantidad de agua necesaria, el sol, momentos, caricias; respetando los cuidados de cada una y aceptando que quizás otra persona ya realizó los cuidados básicos.

La actividad se llevará a cabo durante todo el Sínodo, dando el espacio y el tiempo para que cada uno/a reflexione sobre lo que aporta a su comunidad, lo que necesita para crecer, y sobre todo los tiempos que son necesarios para que esto suceda; para que cuando menos se lo espere, dé fruto.

Equipo de Prensa Sinodal

Tags: ,


Una respuesta a “El fruto de la tierra: devocional de apertura Sínodo 2015”

  1. […] è aperta lo scorso 7 febbraio l’Assemblea sinodale del Rio de La Plata che riunisce deputati e […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *