pájaro - crédito: morguefile.com Lee en tu biblia: Marcos 8: 31-38

Jesús va revelando a sus discípulos el misterio de su personalidad, de las cosas que sucederían según estaba escrito. Sus anuncios crean espectativas en la propuesta para quienes desean ser sus discípulos.

Siempre hay riesgos al asumir responsabilidades, por eso hay que estar dispuestos y confiar en el Señor. Aunque tengamos dificultades en nuestras vidas, si confiamos en Él, las venceremos para vivir así la “Vida Verdadera” que se nos ofrece.

En este relato se manifiesta, una vez más, la grandeza de los caminos de Dios. Caminos con planes superiores a los nuestros.

¡Señor, qué siempre tengamos la certeza de quien eres tú para que sepamos con claridad que has venido y no debemos esperar a otro!

Padre Nuestro, úngenos con tu Santo Espíritu a fin de que seamos discípulos fieles, humildes, sabios y decididos por la vida.

En Jesús, Amén.

Ilda Long
Integrante de la Comisión Ejecutiva de la Federación Femenina


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *